Lycosa tarantula (araña lobo) de Cabo de Gata España
Lycosa tarantula (araña lobo)

Lycosa tarantula, es conocida en España como araña lobo, pertenece a la familia Lycosidae. Es una especie común en Italia y en España, especialmente en las zonas cálidas y desérticas del sur.

En Italia se encuentra la mayor distribución y número de especies el género Lycosa aunque existen otras especies de la misma familia en America.

El nombre hace referencia a su ferocidad y al hecho de estar densamente cubierta de pelos. Lineo acuñó este nombre extraído del griego lycos que significa lobo. El nombre de tarantula hace referencia región de Tarento en el sur italiano donde es abundante.

Estudié el comportamiento de esta araña terrestre en el Parque Natural de Cabo de Gata, Almería.

Descubrí en un paseo nocturno cuando vi sus brillantes y enormes ojitos frontales brillando con especial intensidad al iluminarlos por mi linterna. En aquella ocasión, tomé, con la ayuda divertida de un amigo, fotos nocturnas.

Area de la Araña lobo en Cabo de Gata Almería, España
Región volcánica de Cabo de Gata, el «Reino de la araña lobo»

Posteriormente me ubiqué en una cueva cercana para estudiar con más detalle la región que denominé el «Reino de la Araña Lobo» por la enorme cantidad de ejemplares en aquel lugar.

A la luz de la linterna frontal ya era fácil distinguir las hembras de los machos ya que la hembra es casi el doble de tamaño que el macho, llegando alcanzar 15 cm de longitud. Los ojitos verdes que la retina nos reflejaba los tamaños correspondientes.

Lycosa tarantula (araña lobo) de Cabo de Gata España
Araña lobo al acecho en su refugio

Una de las primeras cosas que percibimos era que las hembras rondaban siempre cerca de la cueva que ellas mismas construyen a ras del suelo, mientras que los machos suelen vagar libremente.

Como pude observar después, las hembras con sus poderosos cuerpos y patas robustas, removían la tierra donde se refugiaban con sus huevos envueltos en una seda fina. Cuando las crías eclosionan, se trepan encima de la madre y de ella se alimentan con alguna secreción de su abdomen.

La situación privilegiada de las numerosas crías es también una escuela de las estrategias de caza que la hembra emprende con más energía que nunca en esta etapa de crianza.

Lycosa tarantula (araña lobo) de Cabo Cabo de Gata sobre un tomillo de invierno.
Lycosa tarantula con sus crías acecha sobre un tomillo Thymus hyemalis

Debido a los hábitos nocturnos las observé casi siempre de noche. Cuando algún insecto o palomita revoloteaba cerca de la araña, saltaba rápidamente para atraparla; a veces persigue también a su presa para inyectarle el veneno que es letal para los insectos mas no para los humanos.

Alguna vez treparon por mis manos o piernas y pude comprobar lo inofensivas y tranquilas que son pese a su aspecto feroz.

Caracterísicas.

Las arañas lobo poseen ocho patas robustas y el mismo número de ojos. dos en la parte superior, dos frontales grandes y cuatro situados en linea cerca de el aparato maxilar compuesto por queliceros y otras piezas que usan para despedazar las piezas que cazan.

Parece ser que registran el movimiento con los ojos más pequeños y enfocan con sus grandes ojos frontales bien adaptados a su vida nocturna.

Lycosa tarantula con sus crías transportadas en el abdomen
Lycosa tarantula con sus crías. La pieza roja es uno de sus quelíceros venenosos

Tanto hembras como machos poseen un dibujo característico en el abdomen y tórax. En especial las hembras mudan varias veces su coraza queratinosa cuando están en desarrollo.

Los machos viven unos dos años mientras que las hembras alcanzan a vivir más de cuatro y son naturalmente más corpulentas y agresivas.

Los machos rondan a las hembras en primavera-verano y les ofrecen regalos o danzan en su entorno pero muchas hembras atacan y devoran a su pretendiente. Este comportamiento canibal parece producir un aumento de puestas o huevos por parte de las hembras.

Bibliografía:

Sexual Cannibalism: High Incidence in a Natural Population with Benefits to Females. Ruben Rabanedo-Bueno, Miguel Ángel Rodriguez, Sara Aguado.

Introducción a las arañas Lobo.